Jenizaro y Birgit Hoerner

Encontré a Jenízaro en Internet, en un anuncio de compraventa, y desde el primer momento el caballo me encantó, cumpliendo, además, los criterios de búsqueda que me había planteado como requisitos, es decir, edad y tamaño, así como la breve descripción de su carácter, que correspondía exactamente a lo que buscaba en un caballo. Después miré el lugar en que se encuentra la yeguada: Valladolid, España, con lo que todas mis ilusiones se desvanecieron. Comprar un caballo directamente en España me pareció una idea absurda y completamente loca!

Sin embargo, no era capaz de quitarme a Jenízaro de la cabeza. Algunos días más tarde envié un e-mail tímido a la persona de contacto Dra. Ulrike Schaeben, que ayuda a esta yeguada a comercializar sus caballos en Alemania, y a partir de aquel momento todo evolucionó como la cosa más natural.

Ulrike conoce bien los caballos de la yeguada ya que visita la yeguada con regularidad para comprobar la evolución de todos los caballos, a los que monta para poder ser capaz de hablar de sus sensaciones y del carácter de los caballos con pleno conocimiento de causa. Uli es una persona muy amable y respondió siempre con empeño y compromiso a mis numerables preguntas en cuanto al caballo o las aclaró después consultar a Enrique de Benito Ozores, el dueño de la yeguada. ¡todo lo que me contaba sobre la historia y cualidades de Jenízaro me encajaba perfectamente.

Paralelamente encontré el centro ecuestre perfecto para Jenízaro, muy cerca de mi casa: caballo-paradiso.de.
Tras toda esta interlocución para asegurarme de que no iba perder el tiempo viniendo a ver a Jenízaro personalmente a España, me lancé a organizar el viaje, de nuevo con la ayuda de Ulrike, quien concertó la visita, recomendó el hotel más próximo a la yeguada y con una excelente relación precio calidad, así como el coche de alquiler, y así mi novio y yo, el 23 de mayo de 2009 tomamos el avión rumbo a España.

Al día siguiente de nuestra llegada, quedamos con Enrique en la yeguada. Nos recibieron muy cordialmente y nos sentimos bienvenidos desde el primer momento. Sé un poco de español, pero Enrique habla perfectamente inglés y así no había ningún problema de entenderse. También Emma (la jinete finlandesa) y Silvio (el alma de la yeguada) eran súper simpáticos y nos dieron todo el servicio posible.

JenizaroBirgityclientes 2Luego con Emma fuimos al paddock donde estaba Jenízaro. Puede parecer cursi o irreal, pero él se dirigió directamente a mí, se quedó conmigo y me siguió enseguida sin cuerda ni cabezada. Lo monté primero en el picadero, luego hicimos una excursión de 2 horas con Enrique. Al amigo que me acompañó desde Alemania le prestaron un semental precioso para que pudiera acompañarnos en el paseo a caballo. Durante el paseo Enrique me contó mucho sobre Jenízaro, como se crió y se desarrolló. Ya de vuelta a casa llegué a un acuerdo con Enrique sobre la compra.

Luego Enrique nos enseñó toda la yeguada. Conocimos a las yeguas que no parieron en 2009, entre ellas conocí a la madre de Jenízaro, Dama, una yegua magnífica (al padre de Jenízaro, Victorioso VII, ya le había conocido antes ya, porque estaba junto al padock). Los caballos de la yeguada son todos muy cariñosos y buscan el cariño y las caricias de todo aquel que llega a visitarles, así que en unos minutos estábamos rodeados por las yeguas que nos saludaron amablemente. A continuación fuimos a ver las yeguas paridas y con ellas experimentamos lo mismo. ¡Nunca olvidaré estas impresiones, fue simplemente magnífico! La Yeguada Benito Rodriguez e Hijos es una yeguada donde las cosas se hacen con mucho cariño y pasión por los caballos. ¡El bienestar de los caballos es siempre una prioridad y todo se hace con entrega y pasión! Además, Enrique valora mucho una educación con mimo y cariño de los caballos y nunca soportaría a un jinete violento.
El día siguiente se realizó el examen veterinario de compra. El veterinario de Enrique examinó Jenízaro por completo y muy escrupulosamente. A continuación recibí un informe del examen en inglés. Las imágenes digitales de radiografía hubieran podido ser enviadas a mi veterinario alemán en un DVD, sin embargo, renuncié a hacer placas.

La mañana siguiente monté Jenízaro otra vez en el picadero cubierto y me ilusioné una vez más por él. Por la tarde desgraciadamente tuvimos que salir al areopuerto.

Sin embargo, no tuve que esperar mucho tiempo hasta el reencuentro con Jenízaro, ya que como había preguntado ya antes de viajar a España a transportistas diferentes, sólo tuve que aceptar la oferta más interesante. En la semana posterior solucionamos todo el papeleo a contrareloj ya que contábamos con muy poco tiempo para encajar los tiempos con la llegada del transporte, sin la ayuda desinteresada de Enrique y Ulrike no hubiera funcionado. Firmé el contrato de compraventa en español y alemán mandado por fax, transferí el dinero y de todos los papeles de transporte se ocuparon Enrique, Ulrike y el transportista entre sí. Así Jenízaro fue recogido el 4 de junio y llegó el 7 de junio sano y salvo a mí casa. Estaba sorprendida del buen aspecto que tenía a pesar del viaje largo, pero el Sr. Rohde de Cavall-Trucks.eu hizo un trabajo fantástico. Los caballos se descargaron varias veces y se estabularon por la noche, a lo largo del viaje en los diferentes puntos de descanso.
Me había cogido una semana de vacaciones y pasé mucho tiempo con Jenízaro. Así hemos formado muy rápidamente un equipo fantástico.

Todas las cualidades que se describen de los caballos de P.R.E, las cumple Jenízaro: es un caballo totalmente equilibrado y cariñoso, aprende rápidamente y es fácil de manejar. ¡No me puedo imaginar ningún caballo más perfecto! Me hace mucha ilusión mi futuro al lado de Jenízaro. Mantendré al tanto a Enrique y a Ulrike. ¡Muchas gracias a España y Colonia! Desde Essen os saludan de todo corazón Birgit y Jenízaro.

Information about our horses and how to visit us in Spain. We have the best horses.
//
Enrique
Director
How can we help?